Pulsera NAMASTE

Valoración 
(0)

Pulsera de diseño con letras y piedra natural de Sardónix rojo, una pulsera hecha a mano de forma artesanal.

Recuerde que cada piedra es única con sus propios y pequeños matices, por lo que nunca hay dos pulseras exactamente iguales.

Selecciona tu Talla:

Envío GRATIS a todo el mundo



ColecciónABC | NN03015C
Material principalPiedra Natural Semipreciosa de 8 mm
Otros materialesZamak con baño de Plata de ley
Tipo de PiedraSardónix
PiedraSardónix rojo
ColorRojo
TipoElástica
InsigniaColgante
El pago se realiza mediante la pasarela segura de PayPal y podrás pagar con tu tarjeta de crédito, tarjeta de débito o cuenta PayPal.
Los portes son siempre GRATIS para todos los pedidos y cualquier destino del mundo.

Una vez recibimos tu pedido, este se fabrica de forma inmediata, siendo los plazos de entrega de:

Envíos a España: De 2 a 3 días (laborables)
Envíos al resto de Europa: De 4 a 5 días (laborables)
Envíos al resto del Mundo: De 7 a 8 días (laborables)

Pulsera NAMASTE de la colección ABC para conseguir una total y absoluta relajación. Esta relajante pulsera está realizada con piedras naturales de Sardónix rojo y una composición formada por las letras del famoso saludo budista ¨NAMASTE¨, más nuestra insignia ¨NИ¨ grabada a mano en zamak con baño de plata de ley. Todo ello unido mediante un triple elástico con memoria que refuerza y facilita su colocación en la muñeca mediante un simple y sencillo movimiento.

La piedra, con un tamaño de 8 mm, utilizada en el diseño y elaboración de esta pulsera es:

Sardónix rojo, una piedra de color rojo lechoso y de sardio rojo transparente.

Esta pulsera se entrega en un original packaging formado por: Una caja expositora 3D con dos láminas de látex que mantienen la pulsera flotando y un embalaje de papel pergamenata translúcido con todos los datos y características de la pulsera.

Escribe tu opinión

Pulsera NAMASTE

Pulsera NAMASTE

Pulsera de diseño con letras y piedra natural de Sardónix rojo, una pulsera hecha a mano de forma artesanal.

Recuerde que cada piedra es única con sus propios y pequeños matices, por lo que nunca hay dos pulseras exactamente iguales.